LA REGENERACIÓN

LA REGENERACIÓN

La regeneración ó nuevo nacimiento es el acto creador de Dios por medio del cual otorga al hombre una naturaleza espiritual.

 

 

 

La regeneración es necesaria a causa de la corrupción del hombre el cual está muerto espiritualmente.

 

Efesios 2:1 Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados,

 

 

No puede percibir las cosas de Dios

 

1ª Corintios 2:14 Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente.

 

 

 

No puede entrar en el reino de Dios.

 

Juan 3: 3, 5 Respondió Jesús y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios

 

Respondió Jesús: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios.

 

 

 

En la regeneración, Dios crea en el hombre una nueva naturaleza por medio de la combinación poderosa de su Espíritu y de su Palabra.

 

Juan 1:12-13 Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios.

 

Santiago 1: 18 El, de su voluntad, nos hizo nacer por la palabra de verdad, para que seamos primicias de sus criaturas.

 

1ª Pedro 1: 23 Siendo renacidos, no de simiente corruptible, sino de incorruptible, por la palabra de Dios que vive y permanece para siempre.

 

 

 

Cuando Dios otorga la gracia del nuevo nacimiento a una persona, ésta recibe una naturaleza nueva por la que puede elevarse en la búsqueda de lo santo.

 

2ª Pedro 1:4 por medio de las cuales nos ha dado preciosas y grandísimas promesas, para que por ellas llegaseis a ser participantes de la naturaleza divina, habiendo huido de la corrupción que hay en el mundo a causa de la concupiscencia;

 

 

Es adoptado hijo de Dios

 

1ª Juan 3: 8- 10 El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo peca desde el principio. Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo. Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios. En esto se manifiestan los hijos de Dios, y los hijos del diablo: todo aquel que no hace justicia, y que no ama a su hermano, no es de Dios.

 

 

Disfruta de la vida eterna

 

Juan 6:63 El espíritu es el que da vida; la carne para nada aprovecha; las palabras que yo os he hablado son espíritu y son vida.

 

 

 

Ingresa a la familia de Dios.

 

Colosenses 1:13 El cual nos ha librado de la potestad de las tinieblas, y trasladado al reino de su amado Hijo,

 

 

 

Dos naturalezas

 

La naturaleza espiritual que se recibe en la regeneración no destruye ni anula la naturaleza adámica que tiene todo hombre. De manera que, en el cristiano, coexisten ambas naturalezas: La carnal heredada de Adán y la espiritual heredada de Cristo.

 

El antagonismo existente entre estas naturalezas contrarias genera en el creyente un conflicto permanente.

 

Gálatas 5: 17 Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y éstos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis.

 

 

 

El deber del cristiano es fortalecer su naturaleza nueva para vencer sobre la vieja naturaleza carnal, para ello, debe someterse a la cruz de Cristo y moverse en el Espíritu de Dios.

 

Gálatas 5:24- 25 Pero los que son de Cristo han crucificado la carne con sus pasiones y deseos. Si vivimos por el Espíritu, andemos también por el Espíritu

 

Gálatas 5:16 Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne.

About the Author:

Leave A Comment